El PP no puede ser cómplice de una investidura que sería letal para España.

Con esta propuesta de Pedro Sánchez, con estos socios y con esta deriva, el Partido Popular no puede ser cómplice de una investidura que sería letal para España.